Saltar al contenido

Aumento en las Tarifas de Agua en Septiembre Acentúa la Inflación

 

El reciente incremento en las facturas de agua de AySA se hizo efectivo en agosto y se reflejó en las boletas de septiembre. Este aumento se debe al plan de eliminación de subsidios implementado por el Gobierno, previamente acordado con el Fondo Monetario Internacional (FMI). Este ajuste en las tarifas está generando una mayor presión sobre los índices de inflación proyectados para el mes en curso.

Las tarifas de AySA, dirigida por Malena Galmarini, se estructuran en base a un esquema geográfico y de valuación inmobiliaria. Así, se han establecido tres categorías de usuarios: zonas de alto, medio y bajo valor.

El aumento tarifario se aplicó en agosto, pero se reflejó en las facturas de septiembre. Durante este año, AySA recibió la aprobación del Ministerio de Obras Públicas para actualizar el “Coeficiente de Ajuste Tarifario K”, utilizado para la facturación y para cubrir los costos operativos de la empresa, que han aumentado casi un 200%. En la actualidad, los usuarios aportan el 31% del costo, mientras que el 69% restante es subsidiado por el Estado Nacional.

En cuanto al plan de eliminación de subsidios:

  • El 47% de los usuarios residenciales de AySA experimentará una reducción gradual del subsidio de agosto a diciembre. Un 15% mantendrá la tarifa subsidiada un 15% a partir de febrero.
  • Hogares en zonas de alto valor: eliminación total del subsidio desde el 1º de agosto de 2023.
  • Hogares en zonas medias: conservarán un subsidio del 40% hasta el 30 de septiembre de 2023, un 20% hasta el 30 de noviembre de 2023 y se eliminará el subsidio a partir del 1° de diciembre.
  • Hogares en zonas bajas: mantendrán un subsidio del 60% hasta el 30 de septiembre de 2023, 45% hasta el 30 de noviembre de 2023, 30% hasta el 31 de enero de 2024 y 15% a partir del 1º de febrero de 2024.

Desde AySA, se ha enfatizado en fortalecer el Programa de Tarifa Social con el propósito de proteger a los usuarios de los sectores más vulnerables, otorgando subsidios focalizados según su capacidad de pago. Para 2023, se ha destinado una inversión de $8.300 millones, beneficiando a 250.000 hogares. Además, sigue en pie el Registro para el mantenimiento o renuncia del subsidio.

PARA TI, CLICK AQUI!