Saltar al contenido

FALLECIÓ JOSÉ LUIS TELECHER, EL GENIO DETRÁS DE CAROZO, NARIZOTA Y PEPE POMPÍN

 

El ámbito del entretenimiento se vio conmocionado este domingo con la noticia del fallecimiento de José Luis Telecher. Conocido por ser el creador de personajes icónicos como Carozo, Narizota y Pepe Pompín, Telecher nos dejó a los 64 años. Estas figuras entrañables dejaron una huella imborrable en varias generaciones, y su habilidad le abrió puertas en destacados programas infantiles, teatro y colaboraciones con celebridades como Gerardo Sofovich y Víctor Hugo Morales.

La Asociación Argentina de Actores y Actrices compartió la noticia en redes sociales y rindió homenaje al titiritero. “Despedimos a José Luis Telecher, creador de personajes inolvidables que marcaron a varias generaciones, como Carozo, Narizota y Pepe Pompín. Nuestras condolencias a su hermana Patricia, familiares y amigos”, expresaron junto a una foto del artista con sus creaciones.

Telecher comenzó su carrera en televisión en 1974, siendo aún adolescente, en “El bochinche” con Laura Escalada, presentando a Don Sapo. Posteriormente, se unió a “Hola Julieta” de Julieta Magaña, donde creó a Cachorro y Felicidad, con la ayuda de su hermana Patricia en la manipulación y creación de marionetas y títeres.

Los personajes Narizota y el perro Felipe, que más tarde se convertiría en Carozo, hicieron su primera aparición en “El verano de los chicos” con las Trillizas de Oro y Pipo Pescador. En 1978, ganaron mayor protagonismo en “La tarde de los chicos” con Elvira Romey y Jorge Paccini, interpretando al Profesor Gabinete.

En 1980, “El show de Carozo y Narizota” se estrenó con éxito, dando paso a espectáculos teatrales y producciones musicales. Telecher también creó otros personajes como el niño RPM de “Crónica Musical”, Pepe Pompín en “Desayuno” con Víctor Hugo Morales, Mono Lito y Trucho Vilés en “Siempre pasa algo” con los hermanos Korol, y el Osito Totón en “La noche del sábado” con Gerardo Sofovich.

Telecher logró que sus personajes trascendieran el tiempo y el espacio, convirtiéndose en más que simples figuras de entretenimiento. Carozo y Narizota representan las risas infantiles frente al televisor, mientras que Pepe Pompín, un conejo inconfundible, es quizás el último muñeco de Telecher en destacarse en la televisión. A pesar de sus diferencias, todos llevan el sello de su creador, quien prefirió el anonimato, dejando que sus personajes brillaran por sí mismos.

Con la difusión de la noticia, las redes sociales se llenaron de mensajes de despedida para el artista. La cuenta oficial de “Socios del espectáculo” (El Trece) lo recordó con una imagen de Pepe Pompín y un mensaje conmovedor: “Te vamos a extrañar”.

PARA TI, CLICK AQUI!